Blanca y Radiante Novias. Un emprendimiento desde el Sur de Chile.

Constanza Figueroa Carter, Gerente General y copropietaria de “Blanca y Radiante Novias”, un emprendimiento en Temuco nos cuenta su historia y porque decidió fundar esta empresa.

¿Quién eres como emprendedora?

Soy la gerente de la tienda Blanca y Radiante Novias. Pero antes de llegar hasta aquí, estudié algunos años enfermería, pero definitivamente no era lo mío. Luego de eso me cambié a Derecho, en donde me sentí más a gusto, pero la felicidad por lo que hacía no llegaba. Necesitaba hacer algo diferente, que me motivara, que ayudara con un granito de arena en lo que sea. Siempre estuvo en mi el tema del diseño, sobre todo el mundo de las novias, pero realmente no cría que la gente se casara hoy en día… esta visión cambió rotundamente cuando me tocó a mi ser una novia.

Me encontré en Temuco, una ciudad en la que hay cosas, pero poco, o “lo que botó la ola”… Y eso para una novia es terrible! Comencé  a buscar mi vestido maravilloso, el cual no encontré. Encontré algo “similar” y me tuve que contentar con eso. Lo peor fue cuando me di cuenta que tenía que andar de un lado para otro buscando cada detalle. Y que la idea de una novia no es precisamente esa, es sentirse NOVIA!!! Es un momento especial el de buscar tu vestido, uno tiene una imaginación tremenda y quieres que los accesorios y los zapatitos vengan a buscarte a ti y no viceversa.

En ese instante me di cuenta de que debía centrarme en esto, que el “bichito” que tenía en mi del mundo de las novias era por algo, que siempre he tenido buen gusto y debía aprovecharlo. Comencé a conquistar a mi mamá y a mi hermana mayor para que formáramos una sociedad y creáramos la empresa… Fue así como nació Blanca y Radiante.

image1 (1) (1)
¿Por qué decidiste fundar esta empresa?

Sinceramente pienso que una novia, es una novia sin importar el lugar en donde viva. El tema de la concentración excesiva de que todo esté en Santiago no es justo. Pero los de regiones sabemos convivir con eso… pero una novia? Jajaja no nos pidan tanto! Creo que una novia de La Araucanía puede tener las mismas exigencias que cualquier novia de Las Condes (incluso más). Mi principal motivación y objetivo es que en Blanca y Radiante ella pueda encontrar todo lo que necesita en un mismo lugar y con los más altos estándares en materiales y buen gusto de cada producto y servicio que ofrezco.


¿Cómo está desarrollado hoy el mercado donde actúa tu negocio? Hay competencia, expectativas de crecimiento.


En Temuco existen algunas casas de Novias que apuntan a públicos específicos. Creo que su trabajo es muy reconocible y muy bello, por ende competencia si hay. Pero el tema “ubicación”, es muy importante. A veces para encontrar una “casa de novios” debes ir a poblaciones perdidas y buscar con dirección el dato que te dio la abuelita de una amiga de que “parece que en esa casa venden vestidos”…

Blanca y Radiante está ubicada en un Mall de la ciudad muy conocido por las tiendas exclusivas que en él están. Estamos prácticamente todos los días de la semana. Y a pasos de la arteria principal de la ciudad, en donde llegan novias de todas partes del sur de Chile, incluso del sur de Argentina. Campo hay mucho, estamos dando trabajo a mujeres porque la demanda es alta.

¿Cuáles son tus próximos pasos y por qué crees que esto puede ser un éxito?

Seguiré importando y la idea es poder ampliarnos a más países de los cuales poder traer lo mejor en cuanto a vestidos, accesorios y telas. Con el tiempo pensamos ampliar el local, y generar nuevas sucursales. Soy una emprendedora ambiciosa, donde algunos ven problemas, la idea es realmente generar mucho más que soluciones. En Temuco hay muchas maneras de tener éxito, la mayor creo que es ser emprendedor.


Explícanos ¿Por qué tú sí y otro no?

Yo si y otro no… Creo que en la competencia y que en mayor opciones mejor es la venta. Considero que mientras más competencia exista, las novias más notarán que nosotras ofrecemos productos de calidad y que no le estoy cobrando solamente por la palabra “novia”.

El buen gusto es algo con lo que se nace, uno debe aprovechar los regalos que la vida te entrega. Y de eso estoy orgullosa, diseño en cualquier estilo y para cualquier ocasión y eso me encanta. No estoy encuadrada en un estilo único y obligatorio que rija mi marca y es precisamente por esto. Que cualquier novia puede visitarnos, tengo para todos los gustos, yo me adecuo a la novia, y no la novia a mi.


¿Por qué crees que esto puede cambiar el mundo? Dónde está la innovación en este servicio, o cual es tu factor diferenciador.

Nos diferencia el trabajo familiar. Trabajo codo a codo con mi madre Irene Carter y con mi hermana Paulita Figueroa. Sin ellas el trabajo sería muy difícil. Nuestro trabajo no es vender un vestido y adiós. Nosotras promovemos familia, promovemos amor y confianza. Recibimos a mujeres que están a punto de comenzar una etapa maravillosa en sus vidas. Las mujeres llegan acá con muchas ilusiones, con mucho amor y nuestra tarea es hacer que ellas puedan disfrutar esta antesala a sus vidas de casadas.

Más información en Mall Mirage Local 112, Temuco o en el  9-50306236.